viernes, 31 de octubre de 2014

Finaliza un nuevo mes; y comienza uno cargado de Nostalgia e incertidumbre.

     Otro mes que llega a su fin, con demasiadas esperanzas frustradas... Cada día, estamos más cerca, pero es cierto que a medida que se acerca, más lejos nos parece estar... Ha sido un mes en que cualquier día podría traer noticias, pero en el que ninguna ha sido favorable en nuestro caso: aún así, sabemos que debería llegar en cualquier momento, pero despertamos con otra sensación...como si nos resignásemos a hacer lo único que podemos permitirnos...esperar sin tanta ansia. Concluye un mes que aparenta traer más actividad en cuanto a asignaciones y juicios...e incluso llegan noticias de alguna región que reanuda actividad después del parón del pasado año. Buenas noticias en general, aunque seguimos a la espera de esa Ratificación del Convenio por parte de las autoridades rusas, que no debería tardar ya en producirse. Se nos va un mes que comenzó cargado en cuanto a juicios en VLADIVOSTOK; pero que nos dejó, como tantas veces, a las puertas de que llegase nuestro día... Se resiste, sí; pero no podemos pensar más que en la alegría que debe producir volverse a ver cerca de nuestra hija...en volver a Creer; porque debo confesar, que muchas veces pensamos que no únicamente nos ha abandonado "el de arriba", sino que además, nos pone a prueba constantemente...y no sabemos a veces si seremos capaces de resistir; pero al recordar a nuestra querida peque, recuperamos Confianza y nos cargamos de energía positiva para al menos, tratar de mantener la calma. 
     Con la llegada de este fin de mes; llega también un principio de noviembre cargado de recuerdos y nostalgia por quienes nos han dejado durante estos meses de esfuerzo por conseguir ampliar la familia. Será éste día de los Santos por tanto, un día en que el corazón estará triste por las pérdidas; pero que como siempre, trataremos esté también alegre por los recuerdos de lo vivido junto a ellos... No entiendo muchas veces por qué es necesario tener que sortear tantos obstáculos, para poder ofrecer y mostrar nuestra felicidad a esos seres queridos que ya no están a nuestro lado; porque es realmente lo primero que me viene a la cabeza cuando pienso en esa posible llamada...serían lágrimas de alegría derramadas por quienes tanto deseaban también esa llegada; pero también por sentirlos tan cercanos a pesar de su marcha... 
   También este fin de semana, será de recuerdo de todos aquellos seres queridos de quienes nos acompañan  en esta Historia; puesto que han sido muchas las pérdidas que hemos ido conociendo durante estos últimos meses...y queremos también acompañar a todos en ese recuerdo que como siempre decimos, debe ser para recordarnos todo lo bueno vivido junto a quienes tuvimos la enorme fortuna de compartir nuestras vidas. A todos ellos: Descansen en Paz, en el recuerdo de todos quienes os quisimos y siempre os querremos...


     Quien sabe qué nos depararán la próxima semana y éste mes de Noviembre...ojalá de una vez por todas, sea la Felicidad.



jueves, 30 de octubre de 2014

No se puede escribir una Historia, sin antes conocer su final.

     Ayer, tuvimos una jornada de relax, si lo comparamos con otros días anteriores... No hay muchas ocasiones para atreverse a observar tiendas y ropa para nuestra pequeña, pero ayer nos permitimos el "capricho" de visitar alguna de esas tiendas, para saber qué comprar si se produce esa llamada que tanto esperamos. Y cometimos un pequeño "pecado", comprando un par de complementos que no pudimos resistirnos a adquirir... 
     Son demasiadas cosas que tendríamos que hacer y preparar en muy poco tiempo, pero benditas carreras cuando se las desea tan profundamente...eso si nos permitiría recuperar esas energías que parecen no renovarse; pero que encontrarían la mejor forma de reaparecer con ese simple mensaje recibido a través de esa llamada.  
     Hoy, confesaba lo difícil que es poder observar y disfrutar viendo las imágenes y reviviendo los recuerdos de quien consideramos a todos los efectos nuestra hija...y es difícil explicar, pero muchos entenderán el por qué de esa complicación: temores, miedos e incluso las propias vivencias son quienes secuestran esos recuerdos y deseos y no permiten tan siquiera disfrutar estos momentos...pero por otro lado, se hace imposible no pensar en ello con la ilusión y el deseo de hacerlo realidad.
     Ahora, parece que un simple documento interno, nos separa de esa llamada que nos indique una fecha...pero las dudas ya son más que comprensibles: será cierto que sólo eso nos separa de nuestra hija? Yo, ya dudo...y únicamente podré guiarme por la certeza de las noticias...para evitar sufrir más de lo debido. Hace semanas, pensaba en empezar a escribir un libro donde plasmar todo nuestro proceso, con diversos acontecimientos que no ha sido posible comunicar, algunos de ellos por lo inverosímiles ...pero las dudas y el cansancio lo impiden: porque no se puede escribir una historia, sin saber o tener la certeza de cuál será su final. Así es que, habrá que esperar...y si todo va bien, fluirán las notas y los recuerdos (tanto buenos como pesadumbrosos) durante esas semanas que deberíamos permanecer en Vladivostok, así como las que vengan a partir de ahí... La relajación podría ser la mejor inspiración: esa misma que tanto cuesta encontrar en un momento como el que atravesamos... Y a pesar de todo, lo haremos tratando de mantener la ilusión en ese deseado final; que sería un punto y seguido y un punto de inflexión para el comienzo de una nueva etapa en nuestra familia. 

lunes, 27 de octubre de 2014

UN DÍA DE CINE...iremos a ver al Juez.

     Si el Juez no nos requiere...iremos nosotros a verle: aunque sea al cine. Parece extraño, pero hoy nos hemos decidido a pasar el rato de un modo más ameno; para hacer de la espera algo más liviano... Y la casualidad ha sido el estreno de esta película precisamente en este momento en que es lo más esperado por nosotros: estar delante de un juez...pero que conste, que se trata de uno muy concreto y por el que todos saben el motivo: el que nos permita unirnos a nuestra pequeña para toda la vida...el juicio y el juez, que nos permitan ser sus papás y cuidarla y amarla para siempre. 

     Quizás, sería buen momento para visionar también la película "Hércules", porque nos evoca esa Fuerza tan necesaria en el día a día...
     Recuerdo también una película reciente llamada "10.000 Kms."; que me llamó la atención por la pregunta sobre la que gira la trama: "es posible mantener el Amor a pesar de la distancia?"... Por supuesto, lo primero que me vino a la cabeza, fue una tajante afirmación, puesto que somos muchas las familias que hemos sentido en nuestras propias carnes la dificultad de la distancia; y en nuestro caso concreto, algo más lejos de esos 10.000 kms que distanciaban a la pareja protagonista. Queda pues claro, que en la distancia, el Amor Real e Incondicional, se hace más profundo...eso si, se hace más necesario el Reencuentro: y nos permite conocer a quienes realmente sentimos cercanos a nuestro corazón; puesto que si la distancia impide algo realmente importante, debe ponerse remedio para que se reduzca o acorte esa distancia...estar dispuestos a todo por evitarla. En eso consiste el Amor: en hacerlo posible renunciando a cualquier cosa por él; haciéndolo así Incondicional y Sincero...y demostrar o demostrarse así a uno mismo, lo importante que es.

domingo, 26 de octubre de 2014

Ni contigo, ni sin ti...

     Aún, no podemos estar contigo, pequeña...pero sabes también, que tampoco sin tí. Ello, nos fuerza a tratar de despejar algo la mente; y aunque hasta ahora no nos había sido posible, en este momento se antoja necesario. Y lo sentimos fundamental, para no vernos arrastrados por el desánimo y la desazón...porque el camino continúa y hemos de reponer energías y fuerzas para llegar al tramo final de esta historia de Encuentro y afrontarlo con la Ilusión que requiere. No te olvidamos (porque sería imposible); pero debemos evadirnos un poco, o al menos, tratar de hacerlo...para evitar llegar extenuados al final de cada día, por una tensa y constante espera, que es muy difícil llevar cuando piensas en ese instante de recibir la tan ansiada noticia que podría llegar en cualquier momento. 
     Duele el alma por tratar de soportar los días, renovando las ideas para que éstas no te arrastren a pensar en negativo...pero es la única forma de sobrellevar el peso de las horas sin decaer.
     El nuevo cambio horario en España, vuelve a poner una hora más de diferencia contigo, pequeña; pero a pesar de esas 10 horas que nos separan de ti, la cercanía está más que garantizada...porque siempre te sentimos en lo más profundo del corazón.
     Terminó una nueva semana; pero ya casi amanece otra...y finalmente, llegará ese día, aunque ahora no sepamos cuando ni cómo. Desconectar, es equivalente a actuar; y en este caso, trataremos de recuperar la actividad que siempre, a pesar de todo, nos hizo felices durante muchos años, permitiéndonos tener la claridad de sentir que tú eras lo que más deseábamos en la vida. Eso sí, seguiremos esperándote hija mía, porque tú eres nuestro anhelo y estar contigo, nuestro sueño. Descansa, pequeña...que muy pronto cambiarán nuestras vidas para siempre.

jueves, 23 de octubre de 2014

Trataremos de mantener la Paciencia y hacer de la Espera, algo más llevadero...

     Llevamos mucho tiempo escuchando a quienes nos acompañan y nos aprecian, decirnos que debemos tratar de vivir y disfrutar cada día...porque son días que no volverán; pero también porque, como comentaban hoy, desgasta en exceso. Es cierto, que no podemos afrontarlo y vivirlo de otra manera, pero es auténtico y real, que nos está dejando extenuados... Sabemos perfectamente, que nunca deberá afectar a nuestra pequeña, cuando al fin pueda acompañarnos de camino a casa; y para ello, tenemos clara la manera de actuar y de prepararnos para poder no sentir ese agotamiento que no es sólo físico, sino sobre todo, psicológico. Tratamos de ser consecuentes, y de llevar la espera del mejor modo; pero a pesar de ello, no quedan demasiadas energías para seguir comentando y dedicando tanto tiempo a ésta situación. Hay ocasiones, en que no sentimos energía para poder tratar de animar a quienes nos acompañan en sus procesos de adopción...pero aún así, tratamos de hacerlo cuando tenemos un poco de aliento.
     Agradecemos y tratamos de hacer caso a esos mensajes de apoyo; con esos consejos tan veraces y que tanto apreciamos y comprendemos... y a pesar de ser difícil en muchas ocasiones, trataremos de seguirlos.
     Seremos lo más pacientes posible...porque a pesar de los temores, todo debería salir bien. Ese día llegará; y siempre será un buen momento, por ser lo más importante para nosotros. Si encontramos el modo de agilizarlo, lo haríamos sin lugar a dudas, como hemos hecho en todo momento hasta ahora...y prepararemos su llegada realmente, en el momento en que recibamos esa llamada que se resiste, ya que ahora, sólo podemos soñar e imaginar: hasta que ese día llegue, será simplemente "tiempo", (eso sí, perdido tanto para ella como para nosotros...).
     Cuando los acontecimientos no dependen de uno mismo, únicamente queda esperar...aunque cueste; y también confiar en que todo vaya bien...


martes, 21 de octubre de 2014

Un Amor que Duele...

     Tenía un presentimiento...pero no se hizo realidad: ayer, sentía muy cerca esa llamada, pero las horas pasaron sin noticias, como tantos otros días.
     Una nueva jornada que transcurre  sin nada en que apoyarse...sin nada positivo, a pesar de buscarlo. El día de descanso, dio pie a salir de casa para recuperar el aliento: pero vuelve a ser motivo de inquietud... Suelen decir: "no news, good news"...pero no es el caso; porque únicamente podemos y debemos esperar una noticia, que además en este caso, no podría más que ser buena; pero cuando? Lo esperamos día a día; y el paso por cualquier comercio, nos recuerda que aún no hay nada seguro, que nos permita saber cuando...y por ello, aún no podemos tan siquiera fijarnos en la multitud de objetos que abarrotan los escaparates.
     Hoy, nos confirmaban que ya estaba la documentación requerida, nuevamente en el juzgado; pero ya, no se que creer...podía llegar a imaginar que al ser aportada la nueva documentación exigida, sería dada automáticamente la fecha. No encuentro motivo a prolongar la espera, pero ya empezamos a desconfiar de todo... No puede haber tranquilidad; y con ello, tampoco paz ni descanso. Se tienta a la suerte y empiezo a pensar que algo no se esté haciendo como debería o que no se trata de hacer comprender la necesidad; porque nos consta que los rusos (como bien nos demostraron en el Ministerio y en las casas cuna...), son personas igual que nosotros y que su capacidad de comprensión, es exactamente la misma, a pesar de su aspecto frío y quizás aparentemente más distante. De todos modos, está siendo una historia de Amor hacia Rusia, un tanto extraña...por un lado, nos ofrece la posibilidad que no conseguimos en nuestro propio país; pero por otro, nos lo está haciendo tan duro, que únicamente, se me ocurre una afirmación: "Nuestra relación con el país de origen de nuestros hijos, es un Amor que Duele"...y nos hace sufrir más de lo esperado y deseado.

lunes, 20 de octubre de 2014

Amanece un nuevo día: Y por qué no?... Podría ser hoy.

     Amanece un nuevo día en el cielo de Vladivostok, que esperamos venga ya despejado y libre de tempestades...ya es hora de buenas noticias.
     Estos días, he vuelto a escuchar una canción especial y preciosa, con una letra muy apropiada para un proceso de adopción...y que casualmente, conocí a través de un video en Youtube, de la adopción por parte de una familia estadounidense, de un pequeño, Matthew, en la misma casa cuna donde conocimos a Denis. No había vuelto a escucharla, desde el día que, esperando el sonido del himno ruso en mi teléfono, sonó (y sigo sin comprender cómo y por qué, puesto que no era el Tono elegido en el teléfono para llamadas de la ecai...) ésta canción para transmitirnos la peor de las noticias... La canción, que creo recordar ya comenté, se llama: "Home", de Phillip Phillips... Y hoy, me dió por pensar que quizás, la misma canción que hace meses trajo la tristeza, fuera la que quisiera transmitir esta vez, la mejor de las noticias...por qué no, podría ser así? Por qué no, tras tantas casualidades, ésta vez puede estar "llamando" nuevamente a la puerta, pero ésta vez para quedarse marcada para siempre... tratando de recordar que en cualquier momento, puede llegar ese momento tan deseado en la vida... Ésta vez, estoy convencido que no es una mera Fantasía, sino que esa llamada, está a punto de llegar: no podría ser de otro modo...
     Desde que comenzó ésta Historia; éste camino maravilloso, estamos deseando poder ofrecer todo nuestro Amor: y creo que ha llegado el momento de no ver más puertas cerrarse delante nuestro... Es hora de que nuestro Amor, consiga abrir esas cerraduras que tanto se resisten...Y ese momento, debe estar a punto de llegar: porque además, creo que ésta sí es la vez que más he llegado a creerlo...y por eso, más que nunca, digo convencido de ello: POR QUÉ NO HOY?