lunes, 2 de marzo de 2015

EL ADIÓS DE UN ÁNGEL.

    En principio, no quería decir quien, y dar un nombre, pero he visto necesario mostrar toda la realidad, (puesto que afecta, y mucho, a nuestro ánimo y se trata de alguien muy importante y relacionado directamente con nuestro proceso de adopción) para poderle rendir un pequeño Homenaje y un tributo más que merecido...
     Esa persona tan maravillosa, es quien nos permitió conocer a Denis en su día; y quien quizás más (junto a su querida esposa) ha hecho para que hoy, podamos estar compartiendo nuestra vida con Lera. Se trata de nuestro Representante en Vladivostok (aunque ya en la asignación de Lera, fue su esposa quien llevó todo el peso y se hizo cargo de nuestro expediente) pero por encima de ello, nuestro gran y querido amigo Iván. Hay muchas familias, que no encuentran esa Confianza y Empatía con quienes desarrollan la labor de tramitar sus expedientes de adopción...pero nosotros, y siempre lo hemos mostrado, tuvimos la enorme suerte de estar en manos de alguien que por encima de todo, amaba su trabajo: y ello, motivó una relación muy estrecha e íntima, a pesar de la aparente frialdad rusa para mostrar los sentimientos. Nosotros, fuimos afortunados de poder seguir confiando en él por encima de todas las cosas, cuando nuestro proceso atravesó los peores momentos...y siempre tuvimos (y lo seguiremos teniendo con su mujer; desde hace unos meses, representante de nuestra ECAI) la completa seguridad de que serían ellos quienes tramitaran un nuevo expediente, si pudiéramos volver a emprender el camino de una segunda adopción (algo difícil a día de hoy, por el elevado desembolso al que deberíamos volver a hacer frente, pero sin duda, lo más deseado por nosotros tras la llegada de nuestra hija). De un modo u otro, hemos mostrado en diferentes ocasiones (y hemos presumido de ello), nuestro convencimiento de tener en ese apartado lugar del Lejano Oriente, a parte de nuestra familia...a la vez que les mostrábamos con seguridad, que en España tienen ellos también la suya...
     Quizás haya a quienes sorprenda nuestro cariño por él, considerando que este es su cometido; pero la forma de hacerlo y el interés por su trabajo, así como el cariño mostrado a cada niño que se ponía a su paso, nos permitió irnos fijando en la fantástica persona de quien dependían nuestras opciones de ver ampliada la familia. Hemos compartido con él, los fabulosos momentos de sentirnos padres por primera vez y de verlo hecho realidad; pero lejos de querer recibir alabanzas, siempre permanecía en un segundo plano, aún sabiendo el gran trabajo realizado: "incomparable su labor", como nos dijo otro representante de la misma región en uno de nuestros últimos días en Vladivostok. No encuentro esas palabras para expresar lo que sentimos, tras recibir la fatal noticia...pero lo más triste, es que la distancia, nos vuelve a impedir estar en el sitio en el que pensamos que debíamos estar: acompañando a esa querida familia y a esa maravillosa persona que este fin de semana nos dejaba. Habrá muchas personas que lo echen de menos; y muchos menores que no tengan la suerte de conocerlo en el camino para encontrar su familia. Siempre fue un ángel, aunque sobre todo, para los niños: esos pequeños a quienes siempre dedicó su tiempo, incluso en momentos en que su propia salud estaba amenazada... Nos deja alguien muy querido, aunque no nos queda la menor duda, que ahora seguirá permitiendo a las familias reunirse; pero en este caso, ya lo hará en el cielo. Allí, podrá contar a mi padre como nadie, todos y cada uno de los fantásticos detalles que compartimos al conocer a Denis (a quien de algún modo, también él estaba muy unido por el cariño que lo tenía), y cuya pérdida, no llegó a creerse...pero sobre todo, podrá explicarle como fue y como vivimos, el momento de conocer a Lera y las Navidades en que nos convertimos en familia. 

     Recordaremos siempre, ese recibimiento en el aeropuerto en nuestro último viaje; a pesar de acabar de salir del hospital tras una larga y dura convalecencia...pero pensando todos que en cuestión de tiempo, su recuperación sería total. No podremos olvidar tampoco, cuando quiso vernos en el viaje de asignación de nuestra hija, acompañándonos al Notario para aceptar la asignación, aunque era ya su mujer quien se encargaba de nuestro expediente: como él mismo nos decía, "ahora era ella la jefa". Y lo hizo por el cariño que sabía que lo teníamos y que comprendíamos que era mutuo...pero también, porque no podía dejar a un lado su trabajo; buscar incansablemente información de los menores más necesitados, y permitir a las familias encontrar a sus hijos y unirlos para siempre: y esto fue algo que le hizo incluso olvidarse de sus propias dolencias. Y no podremos olvidar jamás, Cómo hacerlo!!: esos viajes diarios a Savodskoy a ver a Lera, teniendo incluso que renunciar nosotros algún día a visitarla, para que pudiera compartir más tiempo de descanso en compañía de su propia familia. Me parece verlo ahí mismo, al lado de Lera; quien con su inocencia, lo sentía extraño, a pesar de ser él (junto a su mujer), quien permitió nuestra unión para siempre. Aún tras su convalecencia, seguía leyendo y tratando de aprender para ser si cabe más profesional. Y no puedo parar de pensar en él, disfrutando de los productos españoles más típicos y que tanto le gustaban y agradecía: el turrón y el jamón. Hace apenas dos días, le contaba este detalle (para darle una agradable sorpresa) a unos buenos amigos que viajarán pronto al mismo lugar; pero que no tendrán la enorme fortuna de compartirlo ya con él, como tampoco la tendrán de haberlo podido conocer en persona. 
     Tampoco podremos olvidar nunca, aquellos audiobooks que tanto le conseguían amenizar los viajes a la casa cuna; aunque a nosotros, nos hacían imposible mantenernos despiertos. A buen seguro, que este último viaje, lo emprende acompañado de uno de ellos; porque así deseamos recordarlo, esbozando esa sonrisa que tantas veces conseguían hacerle expresar. 
     Su actividad la desarrolló durante muchos años, colaborando con las agencias y familias estadounidenses; y fue entonces, cuando tras la Ley Dima Yakovlev, llegó la prohibición de adoptar menores rusos por parte de estadounidenses, cuando comenzó a trabajar con las familias españolas. Un escaso periodo de colaboración con nuestro pais, pero muy fructífero y de un agradecimiento incalculable, para quienes hemos conseguido unirnos con nuestros hijos para siempre, gracias en buena parte a él. Veía necesario expresar esa larga andadura junto a las familias estadounidenses, porque a buen seguro que entre ellas, muchas querrán saberlo para también poderle dedicar unas oraciones. Hay muchas familias estadounidenses que siguen y consultan de cuando en vez este blog; y quizás entre ellas, haya alguna que pueda haber compartido la más maravillosa experiencia vital junto a él... Es por ello que desde hoy, nuestras plegarias estarán también con este ejemplo de persona que es, fue y será Iván... De algo estoy seguro: Vladivostok despide un ángel.
     Es el momento de despedir a un magnífico representante...pero aún más, bella persona. Gracias por todo y hasta siempre, Iván.

domingo, 1 de marzo de 2015

Una dolorosa e inesperada pérdida.

     Hoy, es un día muy triste... Ayer, recibíamos la dolorosa y triste noticia de la pérdida de un gran amigo; de una de las personas que más de cerca ha sentido y más nos ha acompañado durante todo éste proceso de adopción. Se trata de una noticia no esperada, que nos destroza el corazón, en el cuál él, siempre tendrá un lugar especial... Unos pocos afortunados, de quienes nos acompañáis a través de ésta historia, habéis tenido la enorme fortuna de conocerlo; aunque muchos también, podéis habernos oído hablar de él en alguna ocasión. Es, (seguiré hablando en presente, porque aún quiero sentirlo así...) una persona maravillosa; sin duda alguna, de las mejores que hemos conocido en la vida...y podemos asegurar, que un verdadero ángel para muchas personas, que desde hace muchos años han buscado la Felicidad a través de la Adopción. Hace poco tiempo, tuvimos la fortuna de compartir con él nuestra alegría; aunque parece que ya nunca más podremos contarle en persona, los avances de nuestra hija Lera. Tras una dura enfermedad, que parecía superada, llegó nuevamente la peor de las noticias: una vez más, sentimos cómo se nos va un ser querido...porque realmente lo es.
     Quiero pensar en estos momentos, que en el cielo (porque estoy convencido que allí será su próximo destino...), se reunirá con mi padre, para contarle mejor que nadie y de primera mano, la llegada a casa de nuestra hija Lera. Podrá darle todo lujo de detalles, porque lo estará esperando con los brazos abiertos para también él, contarle lo mucho que lo queremos. Se nos va alguien Bondadoso y Generoso, aunque quizás no propenso a exteriorizar sus sentimientos: pero estamos más que seguros de que no eran necesarias las palabras para observar cómo todo el mundo lo apreciaba y respetaba por esos valores y ese saber estar que mostraba en cada gesto...
     Éstos días, recordaba enormemente a mi padre, y añoraba poderle dar un abrazo una vez más...y ahora, parece que serás tú quien puedas dárselo en mi nombre... Ojalá, sigas haciendo felices a todos quienes te rodeen a partir de ahora; porque estamos convencidos de que en ello, sentías una enorme recompensa. No pudimos despedirnos como habríamos querido de tí; pero al menos, tuvimos el atrevimiento de expresártelo en múltiples ocasiones...y aunque te sintieras quizás ruborizado, podemos asegurar que cada palabra, era cierta y directa desde el corazón.
     No te olvidaremos, amigo...aunque tampoco lo haremos con esa familia (de la cuál nos sentimos parte, como ya sabes) que hoy queda destrozada por el dolor de tu marcha: y como en alguna ocasión he comentado ya, "no te irás nunca del todo, porque siempre seremos muchos quienes te recordemos con cariño". Tuvimos la enorme Fortuna de conocerte: Gracias por todo...y sobre todo por lo que nos has enseñado y ayudado desde el mismo instante en que te conocimos y gracias por habernos abierto los ojos y haber compartido momentos tan maravillosos con nosotros... Siempre estaremos en deuda contigo y tendrás en nuestra familia, la tuya. Buen viaje y Descansa en Paz: Sin duda, "Nos vemos en el Cielo, querido amigo".
     (Esta entrada iba a publicarla ayer domingo, pero no sentía fuerza para despedirnos aún de él... Y siento que merecía mucho mas).

viernes, 27 de febrero de 2015

Primer Seguimiento Post-Adoptivo...

     Ayer, llegó el primer Seguimiento Post-adoptivo... Fue una reunión agradable, en la que comentamos los cambios experimentados por LERA, así como la situación actual de adaptación, hábitos y cualquier otro dato relevante. Se trata de un repaso pormenorizado de su estado y acoplamiento tras su llegada a España. Lo cierto es que se trata simplemente de observar y mostrar algo más que evidente: la mejoría experimentada por cualquier menor tras recibir un cariño, atención y cuidados personales nunca antes recibidos...algo fundamental para el desarrollo de cualquier menor, pero de lo que desgraciadamente, demasiados carecen. La actitud de nuestra hija, que muestra de forma innata ilusión y alegría en cada detalle, se percibe en esa búsqueda contínua de quienes considera su referencia: sus papás. Eso indica que el vínculo, se está realizando de forma correcta, aunque es extraño comprobarlo tras apreciar que nunca antes tuvo (en muchas ocasiones, la adquieren en una determinada cuidadora con quien por algún motivo, casi siempre por sentir ternura o cariño; tienen mayor apego) una figura que la permitiese sentir esa confianza y tranquilidad: es una niña muy independiente (un alma libre, como la llamamos de forma cariñosa), pero que siempre desea tener nuestra vista puesta sobre ella; y si no es así, busca la forma de provocarlo. La de ayer, era una nueva fecha marcada, que nos permite afrontar las siguientes, con un poco más de calma...el siguiente Seguimiento, en tres meses.

     También ayer, era la visita a un nuevo oftalmólogo, puesto que la primera cita, no cumplió las expectativas y lo que es más importante, menos aún las Necesidades de nuestra pequeña. Requiere una puesta en marcha inmediata para poder tratar de solucionar (a ser posible) sus problemas de visión, que posiblemente generasen ese más que evidente estrabismo. Así pues, visita y numerosas pruebas que provocarán un cambio de look en el rostro de Lera: unas gafitas que harán aún más tierno el rostro angelical, que oculta ese terremoto interno, al que a veces da rienda suelta, jiji. Al menos, podemos comprobar que se va poniendo remedio para poder atajar cuanto antes cualquier problema de nuestra pequeña: y quizás así, pueda observar y contemplar aún mejor y con mayor calidad, el mundo que la rodea y que comienza a conocer...
     De un modo u otro, de lo que no queda ninguna duda es que, con gafas o sin ellas, la Perspectiva de la vida que puede tener nuestra hija desde que llegó a su hogar, es bien distinta a la que conocía...y por ello, deseamos que todos los demás menores, esperen donde quiera que esperen a sus familias, tengan también esa misma oportunidad. 

jueves, 26 de febrero de 2015

Cómo pasa el tiempo: hoy, primer seguimiento...

     Es increíble como pasan los días...hoy ya, tenemos la primera visita de Seguimiento tras la adopción de nuestra hija. 
     Hace casi seis semanas, aterrizábamos en Barajas y lo sentíamos real...y aún no nos ha dado tiempo casi a tomar un respiro ante tantos acontecimientos y cambios. Mucho trabajo atrasado que esperamos ir recuperando, aunque la prioridad en este caso, la conocemos todos.
     Por cierto, seguimos expectantes ante las noticias que confirmen la entrada en vigor del Convenio de Adopción; ya que el último paso (mero trámite debería ser ya...) para que se produzca, tras su Ratificación ayer mismo por parte del Senado Ruso, es la Firma del Presidente ruso Vladimir Putin y su posterior publicación en dicho país.
     Esperamos que sea inmediato para poder sentir como propia, cada una de esas uniones definitivas de los menores con sus familias...y que provoque a su vez, la llegada de esas nuevas asignaciones, con la ilusión que generan entre todos quienes compartimos una experiencia vital tan hermosa como son las adopciones de menores.
     Hoy, como cada día...podemos seguir Agradeciendo haber podido conocer y compartir (y lo seguiremos haciendo, por supuesto!) a tantas personas maravillosas, a lo largo de nuestro proceso de adopción. Gracias nuevamente a todos, porque habéis conseguido que esta aventura, fuera mucho más llevadera y llena de Esperanza: y eso mismo, es lo que hemos tratado y trataremos de ofrecérselo nosotros a los demás...


viernes, 20 de febrero de 2015

Un Motivo para la Esperanza: Hoy, se produjo la Ratificación por parte de la Duma Rusa del Convenio Bilateral de Adopciones entre la Federación Rusa y el Reino de España.

     Hoy, es un día feliz...o quizás, más que eso, podríamos decir que es un Motivo de Esperanza para todos quienes formamos la Gran Familia de la Adopción; ya que todos, sabemos lo que representa una noticia como es en este caso, la Ratificación del Convenio de Adopciones por parte de la Duma Rusa. Se trata del último paso, el último trámite para su entrada en vigor...y que confiamos permita reanudar todos los procesos paralizados aún, en cualquiera que sea la Región Rusa; y que lleguen a su vez, esos juicios de adopción y asignaciones que deben dar un hogar y una familia a muchos menores rusos hoy en desamparo. 
     Hoy, es un día soñado y muy esperado por todos quienes vivimos y sentimos en primera persona la paralización de las adopciones en Rusia; y también por todas aquellas personas, familiares, amigos, vecinos...que nos acompañaban o empatizaban con todas aquellas familias que sufríamos por la imposibilidad de reunirnos o incluso conocer, a esos hijos que sentíamos nuestros; y que nos esperaban de un modo u otro y que en muchos casos, ya habíamos conocido. Tristemente, a día de hoy, muchas de esas familias, aún no han podido unirse o reunirse...  
     Ojalá, esto devuelva la ilusión y la alegría que nunca se debió perder; y que sumado a la más que posible retirada de las ayudas económicas a las familias rusas por adoptar (suponemos que por la situación económica actual en Rusia), permita que no existan barreras para que quienes tienen verdadera Motivación por ofrecer un hogar a los menores rusos más vulnerables, puedan hacerlo; independientemente del país de origen de esas familias. 
     Es por tanto hoy, una nueva jornada que concluye con Optimismo y con el deseo de que la próxima semana comience, y podamos empezar a comprobar esos cambios tan necesarios. Fue mucho el esfuerzo realizado por todos y el temor y tristeza acumulados por las familias, hasta conseguirlo ver hoy hecho realidad... Y también vuelve a ser motivo de agradecimiento hacia quienes de un modo u otro, han colaborado para que esto sea así. 
     Ojalá, muy pronto, todas las familias y esos hijos que las aguardan, puedan tener la enorme fortuna de sentir la Felicidad y poder mostrar con el ejemplo, el Beneficio que conlleva para todos, el Milagro de la Adopción... Mucho ánimo; el camino es farragoso y duro, pero al final, todo merece la pena porque nos espera el mayor de los tesoros que puede ofrecer la vida: nuestros hijos...y Convencimiento y Madurez no os faltan, para seguir luchando por ellos.


miércoles, 18 de febrero de 2015

Encontraré tiempo... O eso creía. A otro ritmo, pero sin abandonar...

     Tiempo: ese preciado tesoro que a veces se hace insuficiente, y en otras ocasiones se antoja insufrible...
     Esta siendo difícil poder plasmar las novedades tras la adopción; porque el tiempo parece poco a pesar de que los días tienen las mismas horas que antes. Ahora, no valen los cálculos, aunque está claro que en algo muy importante es en lo que se esfuman las horas y los días...
     Hemos visitado nuevos especialistas y hoy, continuamos con el oftalmólogo... 
     Hemos ido descartando, tras las diferentes pruebas, algunas posibles enfermedades congénitas, como en concreto, cardiopatías. Ésta es una de las enfermedades más comunes en los informes médicos de los niños adoptados en la Federación Rusa, aunque también, (según palabras de uno de los mejores profesionales médicos en temas de adopción, el doctor Sapena...) uno de los más erróneamente indicados, puesto que en la mayor parte de los casos, no se corresponde a la realidad. 
    También, se han sucedido las visitas de amigos y familiares, que han dejado muy gratos momentos y nos han permitido comprobar los cambios experimentados por LERA; con nosotros, al fin y al cabo, se mantiene más tirante y más exigente, tratando de "involucionar", en temas que controla perfectamente a pesar de su corta edad; como son el vestirse o comer sola y otras tareas cotidianas. Al fin y al cabo, debe buscar esa atención en cada acto y cada instante, como tratando de poner a prueba (sin darse cuenta aún de que existen ciertos límites que hay que mantener por su propio bien) si nuestra dedicación y cariño, es incondicional y poniendo a prueba hasta donde puede llegar... Es algo habitual, pero aunque cueste, lo ya adquirido, si es positivo, no hay que tirarlo por tierra y aprovechar esos avances que consiguió por sí sola. Sentimos ese cariño y esas sonrisas sinceras que ofrece a los demás, cuando la observamos aceptar intuitivamente las muestras de cariño de quienes aún, hasta ese momento, no conoce...aunque otra cosa muy distinta para ella, es el tema de perdernos de vista; porque nos deja bien claro quienes somos su referencia en todo momento. 
     Hemos compartido grandes momentos de conversación con otras familias en proceso de adopción (en distintos países), y con otros pequeños que ya están en casa, buscando ese futuro esperanzador y lleno de oportunidades que todos requieren...y es maravilloso poder compartir con ellos esa alegría; y poder ofrecer aliento a quienes aguardan ese momento tan fabuloso. 
     Es especial, captar esos primeros momentos y esas primeras veces para todo... Y comprobando con sorpresa, como cada día hay nuevas palabras que entran a formar parte de su vocabulario. Con su "lengua de trapo", nos ofrece instantes de incredulidad cuando esas palabras se hacen reales, puesto que en algunos casos, crean también seria confusión en su cabecita...jiji. 
     Esperamos ansiosos, pero esperanzados, esa Ratificación de la Duma al Convenio de Adopción, que si todo va por su cauce correcto, será presentado este mismo viernes... Estaremos atentos, porque existen demasiadas personas pendientes de cualquier avance, que permita esas tan necesarias uniones entre padres e hijos; a quienes a día de hoy, siguen separando la distancia e innecesarias barreras.

     

jueves, 12 de febrero de 2015

Paso a paso... Continúa la adaptación.

     La incredulidad aumenta, equiparando la atención prestada por las autoridades rusas y nuestros propios funcionarios tras la llegada a casa con nuestra hija... 
     Hay veces que incluso da vergüenza mostrar como funcionan las cosas y algunos sectores de nuestra administración donde muchos funcionarios (con el futuro injustamente o inmerecidamente solucionado), prestan su "des-atención"; y más aún cuando conocen la realidad y la necesidad que se tiene de ciertos documentos tras un largo y duro camino y la angustia que genera ver que nada avanza buscando al fin, la normalidad y tranquilidad que se requiere... Documentos innecesarios; así como trámites que tampoco se requieren y que retrasan la adaptación...e incluso después de todo, inscripciones infumables con la mayor parte de datos erróneos, tras negarse a escuchar al menos cómo deben realizar su trabajo careciendo de un mínimo de conocimiento: a eso hemos de enfrentarnos en multitud de ocasiones (ya contrastado con muchas familias que han sufrido este tipo de situaciones) quienes tratamos de regularizar la situación de nuestros hijos adoptados...eso si, mientras en el consulado del país de origen de nuestros hijos (en nuestro caso, Rusia), todo son facilidades y buenos deseos para un futuro cargado de trabajo por realizar, a pesar de la ilusión y convencimiento por afrontarlo y solventarlo del mejor modo. Al menos, también hay personas, que siendo conocedores de la situación, tratan de ser de ayuda, ofreciendo soluciones para hacerlo más fácil (y haciendo con su desempeño profesional, un servicio de indudable ayuda a los demás...) y llevadero. 
     En nuestro caso, además de estos interminables trámites, debemos afrontar la adaptación sin una baja maternal o paternal, debido al desempeño de nuestra actividad profesional (por nuestra condición de trabajadores por cuenta propia)...y por ello, cualquier traba burocrática, complica aún más cada posibilidad de avance. Cada día cuenta, y por la necesidad y deseo de ser nosotros mismos en todo momento quienes nos dediquemos a atender y procurar la adaptación de LERA (puesto que es evidente que en este momento, somos imprescindibles para conseguir su propia confianza y seguridad); debemos calcular cada instante, para compatibilizar su cuidado y ser cada día más, la referencia de nuestra hija...porque eso permitirá que el tan necesario Vínculo, se vaya estrechando cuanto antes. 

     Esta semana ya, realizamos la visita al Centro de Vacunación de la CAM, donde actualizamos el calendario de vacunación, tras administrarle a nuestra pequeña, las dosis requeridas: ya podemos estar tranquilos durante un período de tiempo...en concreto, hasta que cumpla esos cuatro años, donde deberán administrársele las dosis correspondientes a cualquier otro menor de su edad. También acudimos a nuevas pruebas radiológicas para comprobar el estado de los riñones, por si existiera alguna secuela tras alguna de las enfermedades reflejadas en su informe médico: y quedaron descartadas tras dicha revisión con su correspondiente ecografía... Una buena noticia (con agradable sorpresa incluida tras conocer que en la familia de dicho especialista existe una niña adoptada en Rusia hace 12-13 años...), que nos permite afrontar las siguientes pruebas; y por supuesto, igual de importantes. Estas próximas semanas continúan, comenzando hoy mismo, tras un nuevo madrugón; con visita a nuevos especialistas: cuanto antes las afrontemos, más pronto llegarán los resultados que mostrarán la realidad acerca de su estado actual de salud. Paciencia y calma, son fundamentales para el día a día...confiando por supuesto, en la llegada de nuevas y buenas noticias. Paso a paso...